7 claves para ser más productiva trabajando en casa
6 junio, 2019 |

Bueno, y más feliz, no solo más productiva. ^^ Claro, que ser muy eficiente no nos sirve de nada si no disfrutamos de ese camino, del trabajo, de lo que hacemos.

Tampoco creo que sean las 7 claves más geniales de la historia :P pero para mí, y pensándolo con calma, han sido 7 formas que de una u otra manera me han servido para que me cunda más en casa. Trabajar en el hogar es genial, pero también puede llegar a ser todo un reto si no tenemos disciplina, nos distraemos con una mosca o no tenemos claro hacia dónde vamos.

Porque sí, aquí una servidora lleva ya unos años trabajando en su oficina casera y sabe de primera mano lo que es que termine el día y diga, «eh… ¿pero qué he conseguido hoy?» o que tarde mucho más en terminar un proyecto de lo que pensaba.

Así que nada, aquí van algunas de mis ideas que espero puedan inspirarte aunque sea un pelín (tanto si trabajas habitualmente en casa o si lo tienes que hacer alguna vez de manera puntual)… ¡allá vamos!

1 / Ponerse “ropa de estar en casa”

¿Ropa de casa? ¿Comor? Sí, me refiero a intentar evitar quedarte en pijama, despeinada y sin “arreglarte”. A ver que yo tampoco es que me ponga un vestido de gala pero sí que reconozco que intento siempre que puedo arreglarme un poquito a primera hora de la mañana antes de comenzar la jornada.

Tengo algo de ropa que no es ni muy arreglado ni muy “pijamero”, me maquillo un poquito, una ducha refrescante y ya me siento como con otra actitud, otra forma de ver el día, ¡de verdad! Así que no sé, te animo a que pruebes y que me cuentes. ;)

2 / Rutinas, rutinas y más rutinas

Sé que trabajar desde casa puede parecer sinónimo de “trabajar a lo loco”, de empezar cuando una quiera y no seguir un orden. Yo ya te digo que esto, para mí al menos, significa no avanzar en lo que quiero, frustrarme y sentir un “descontrol total”.

Así que creo que ya sabes que soy defensora de tener un horario. Más o menos flexible, que puedas por supuesto saltártelo algún día si fuera necesario y adaptarlo al momento sin culpabilidad.

Claro, para llegar hasta él he tenido que hacer un análisis a fondo de mi energía, prioridades y proyectos en marcha, y además evoluciona conmigo, pero gracias a él sé a qué dedicarme en cada momento del día, ¡y avanzar en lo que quiero realmente! Sé a qué hora quiero comenzar  y terminar (¡importante para que no sientas que estás todo el día currando!) y cuando son mis horas “sagradas”.

Sí, trabajo en casa, pero eso no significa que a cualquier hora pueda hacer cualquier actividad, favor o tarea que de repente surja.

3/ Sé consciente del tiempo de tus paradas

Es decir, un poco relacionado con el horario del que hablaba antes es importante que seas consciente del tiempo que tardas en desayunar, en hacer esa paradita del café, en poner la lavadora de la tarde etc.

Sobre todo, para precisamente “recalibrar” ese horario. Yo misma me di cuenta de que perdía mucho más tiempo del que pensaba haciendo alguna que otra tarea de la casa por la mañana (¡el que era mi momento cumbre de concentración!). Así que nada, ahora están asignadas casi todas esas tareas a las tarde y sé (más o menos) cuánto tardo en hacerlas.

4 / Haz descansos, pero de verdad

Lo primero, a mí me gusta descansar alejada de mi ordenador. Ni buscar tonterías en Internet, ni redes sociales ni nada por el estilo, sino que trato de hacer actividades que me aporten «más desconexión». Por ejemplo, soy muy fan de mi momento de regar las plantas o de leer un libro en papel.

Y por otro lado, otro tema que me di cuenta, es que estaba sustituyendo mis descansos por otras tareas personales que también me quitaban mucha energía. Oye, que en determinados casos está bien para el equilibrio laboral personal, pero hombre también es necesario buscar una actividad que te haga descansar y/o disfrutar de verdad (no solo poner lavadoras ;).

5/ Ten muy clarito qué vas a hacer

Nada de marear la perdiz. Yo siento que es clave saber perfectamente a qué proyecto o proyectos te vas a dedicar esa semana, lo cual lo podrías tener en algún tipo de planning, por ejemplo, según tus estrategias, actividades o los hitos que quieras alcanzar.

Y por otro lado, tener clarísimo también qué vas a hacer al día siguiente. Yo siempre me acuesto teniendo claras las tareas exactas a las que me dedicaré, ¡y sobre todo la primera del día cafelito en mano!

Y si vienen imprevistos, que vengan, ya se harán malabarismos para adaptarnos a la vida misma, pero al menos, sabes qué quieres hacer y conseguir ese día.

6/ No picotees tareas demasiado diferentes

He pecado mucho de esto y me he dado cuenta de lo importante que es para mí centrarme cada semana en un único o muy pocos proyectos en marcha. Focus, focus y focus, es lo que mejor me funciona. Esto me da esa sensación de ir consiguiendo objetivos, sentir que avanzo realmente, lo cual hace que me sienta más motivada.

7/ Mantener los “ladrones del tiempo” a raya

El teléfono móvil lo tengo escondido en el cajón mientras que trabajo, además si estoy en una tarea de muy alta concentración no lo suelo coger si me llaman. Intento evitar meterme en las redes sociales mientras estoy haciendo una tarea o controlo el tiempo que investigo por Internet. Trato de tener todas mis herramientas de trabajo a mano y bien localizadas, además de programar mis visitas al email.

Así que en resumen, siento que en general, se trata de imaginarte que estás en una oficina pero “sin compañeros”. Es decir, que trabajar en casa no se convierta en “bueno total tengo flexibilidad me puedo poner ahora a hablar con Pepita” (cuando ese momento es cuando más concentrada estás) o en “para qué voy a madrugar o arreglarme si nadie me va a ver”. Al final es tener la misma disciplina pero con esa flexibilidad que nos da para adaptarnos a determinados momentos, etapa vital o imprevisto puntual.

Y ahora contadme mis chicas, ¿qué opináis? ¿Qué tal os sentís trabajando en casa? ¿Algún truco a compartir? :-D

Imágenes: Haute Stock

REGALO

¿Has descargado ya tus imprimibles del trimestre? :)

29 Comentarios

  1. Acertadísimo cada uno de los siete apartados de tu artículo. Ciertos como la vida misma. Sólo añadiría una cosa: olvídate de que tienes nevera o despensa mientras trabajas. El picoteo entre horas puede ser tu ruina.

    Responder
    • Jajajajaja muy cierto, puede ser la perdición!!!

      Responder
    • Hola Mónica, ¡muchas gracias por comentar!
      jajaja, pues sí, ese también podría ser un punto interesante :P
      Un abrazo.

      Responder
  2. Puffff
    Llega en el mejor momento
    Estoy trabajando en las noches cada tercer día y me acabo de independizar de casa, pero ahora estoy adaptando mis horarios para no forzar a mi cuerpo y quiero empezar a hacer ejercicio y trabajar en otros proyectos el día que no trabajo. Entonces esto de la disciplina y el orden cuando estás en casa me llega en el mejor momento, porque si soy de las que se distraen con todo.
    Gracias por tus tips. Los voy a poner en práctica :)

    Responder
    • Hola Yuli,
      ¡Gracias por comentar! Me alegra que te haya gustado el artículo,
      Ya me contarás qué tal, ojalá te ayuden,
      Un abrazo.

      Responder
  3. Me encantan tus post, a veces necesitamos ver por escrito modos de organizarnos, consejos, etc, para ponerlos en marcha (como es mi caso). Empiezo la época de exámenes en la universidad y pienso aplicarme alguno de esos tips ????
    Pd: Ojalá hicieras post para estudiantes!

    Responder
    • Hola Jenifer, ¡gracias por comentar por aquí! Y por tus bonitas palabras. :)
      Me lo apunto, ¿vale? Me parece interesante escribir algo sobre ello,
      ¡Y te mando mucha energía con tus exámenes!
      Un abrazo

      Responder
  4. Bueno las pondré en práctica partir de estos días. Hoy decidí tomarme el día para ordenar la casa y guardar la ropa de verano. También tengo que sacar un horario para mi niña.

    Responder
    • Hola Haidee, ¡gracias por comentar!
      Ya me contarás qué tal, ojalá te ayude alguno de los truquis,
      Un abrazo.

      Responder
  5. Gracias por tus aportes, por darnos luces a partir de tu experiencia. Justamente estoy trabajando con horarios desde hace 3 meses y como dices se van transformando a medida que transcurre el tiempo. Flexibilidad sin caer en el ignorar tu horario, es un gran reto! La combinación de Flexibilidad y Disciplina! Saludos

    Responder
    • Hola Diana, ¡gracias por comentar!
      Me alegra que te haya gustado el post. ¡Ahí has dado en el clavo! La combinación de horario y flexibilidad cada vez más creo que es la clave de organizarse bien :)
      ¡Un saludo!

      Responder
  6. Me viene como anillo al dedo. Trabajo desde casa y mi pareja también, pero por algún motivo (o varios) no siento que avanzo en lo mío mientras que él termina todo lo que tiene que hacer (y no puedo hecharle la culpa a los hijos porque aún no tenemos).
    Mañana es mi cumpleaños y planeo hacer un cambio radical en mi actitud, y tú post es justo lo que necesitaba. Te sigo en silencio pero muy atentamente.
    Muchas gracias! Y saludos desde Chile!

    Responder
    • Hola Vanina, ¡gracias por comentar! Me alegra que te haya gustado el post.
      ¡Te mando muchos ánimos en ello entonces! ¡Y felicidades! :-D

      Responder
  7. no había pensado tanto en eso que estas proponiendo,yo soy de las que mientras cocino,estoy lavando,pero también estoi regando las plantas y si me queda una mano hago un poco limpieza en casa,jaja,acabo,cansadisima y sin ganas de darme un tiempo para mi,es claro que tengo que organizar mi tiempo y no empalmar tantas tareas,gracias por ese análisis del tiempo en casa,en verdad,yo decía mientras mas tareas aga a la vez mas tiempo me queda,pero al final es justo lo que no quiero termino cansadísima y sin ganas de nada..pero voy a cambiar..

    Responder
    • Hola Pamela,
      ¡Gracias por comentar! :)
      A mí también me pasaba eso, intentaba hacer de todo a la vez y luego acababa agotada. Cada vez me gusta más hacer cada cosa en su momento, con cariño y atención y teniendo también descansitos a lo largo del día. Ya me contarás qué tal.
      ¡Un saludo!

      Responder
  8. Arreglarse es clave!! antes me la pasaba en pantalones de gym y descalza pero sentía que estaba demasiado relajada y la silla del escritorio me picaba un montón. Hace poco implementé arreglarme y ponerme zapatos y ya me pica menos la silla!! voy a poner en práctica tu idea de darle otro horario a las tareas de la casa, que me suelen robar mucho tiempo sin notarlo.

    Gracias por tu post, acertadísimo como siempre :)

    Responder
    • Hola Diana, ¡gracias por comentar!
      ¡Qué bien que te haya gustado! :-D Yo lo noto un montón cuando me quito el pijama ;)
      Un abrazo.

      Responder
  9. Excelente, me di cuenta que los días que dedico a trabajar desde casa he cometido varios errores que no me ayudan a avanzar y cumplir metas. Gracias por estos consejos

    Responder
    • Hola Maigualida, ¡gracias por tu comentario!
      Ya me contarás qué tal, ojalá alguno de los truquis te haga sentir más productiva :)
      ¡Un saludo!

      Responder
  10. Hola, gracias por la información

    Responder
    • Hola Marisela,
      ¡Gracias a ti por comentar! ¡Un saludo!

      Responder
  11. Muchas gracias por estos consejos, porque aunque yo no trabajo, los aplicaré a mi vida de estudiante ?⏰

    Responder
    • Hola Claudia, ¡muchas gracias por comentar! :-D
      Ojalá te sirva también algún truquillo como estudiante,
      Un abrazo

      Responder
  12. Hola Sara! Muchas gracias por los consejos. Yo trabajo los fines de semana; y, entre semana me gustaría dedicar mi tiempo a nuevos poryectos, como mi blog personal, hacer ejercicio, etc pero siempre me cuesta mucho el «ponerme a ello» y el tener la disciplina para ponerme a trabajar unas horas al día en una tarea concreta. Intentaré establecer un horario y ponerme más guapa cuando estoy en casa!! Eso también ayuda a la autoestima ;)

    Un saludo!!

    Responder
    • Hola Scarlet, ¡gracias por tu comentario!
      ¡A mí el horario me sirve muchísimo! Y sí, totalmente, verse bien también siento que puede ayudar a cuidar la autoestima, al menos para mí :)
      ¡Un saludo!

      Responder
  13. Super acertado!!!!!… justo lo que necesitaba leer.

    Responder
    • Gracias Laura!!
      Me alegra que te haya servido :)
      Un abrazo

      Responder
  14. Super ciertos. Me han encantado. Con estos días me van a ir de maravilla. ¡¡Además yo me pongo a mirar por la ventana y me puedo pasar media hora!! Me van a ayudar muchísimo.

    Muchísimas gracias.

    Besos

    Responder
    • Muchas gracias Marta por escribir. :) Me alegra que te hayan gustado los truquis. ¡Un abrazo!

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¡Hola!

Soy Sara, ¡qué alegría verte por aquí! Estás en un blog repletito de ideas sobre organización y «chorraditas» varias que tanto nos gustan, ¡bienvenida a mi pequeño mundo!

Todos los contenidos de la web están protegidos por las normas nacionales e internacionales de propiedad intelectual e industrial, quedando todos los derechos reservados. No copies ni publiques mis textos, imágenes o cualquier otro contenido sin mi autorización.